Viñeta Mafalda de Quino

 

Recuerdo que de pequeña el plan legumbres era el “antiplan” y cada vez que me ponían el plato en la mesa la escena se asemejaba a esa viñeta de Mafalda y la sopa. Es más, si no te comías la legumbre en la comida, pues para merendar y si no pues en la cena… Oh my goodness! ¡¡Qué tiempos!! Generación traumada jajaja

 

Todo mi afán, para mí la primera (por mis traumas ;-D ) y para mi familia, es que las comidas sean disfrutonas y que sentarnos en la mesa sea un momento de placer. Por eso, siempre intento hacer comidas divertidas. Sobre todo con legumbres y verduras, las dos complicaciones más frecuentes para peques y no tan peques.  Si que es cierto, que a mi hija las legumbres le han gustado mucho siempre y eso es de gran ayuda, pero no siempre es un camino de rosas.

 

¡Venga! voy con esos Tips que van a transformar nuestros encuentros alrededor de la mesa con un plato de legumbres en un planazo:

 

  • Empatiza, esto sin duda es lo primero. Tal vez de peque no tenias esos desencuentros con la legumbre o a lo mejor sencillamente no lo recuerdes, pero aún así, Empatiza. Desde ese punto de entender a la otra persona que tienes al otro lado del plato, seguro que se te ocurren otras opciones. ¿Quién no quiere tener un rato de buen rollo alrededor de la mesa? ¡Yo sí! Para mí, cada comida o cena son un planazo.

 

  • Y si… ¿transformamos esas legumbres en ricas Hamburguesas? Podemos hacer muchísimas variaciones y además incluir esas verduras y hortalizas que tal vez se resistan de otra manera. ¿Qué quieren ketchup? Pues con ketchup ¡oiga! A mí me compensa el pasar un buen rato y sin traumas, la legumbre que se está comiendo encantada, así como la verdura que va dentro. Más que esa cantidad de azúcar que lleva el ketchup, aunque siempre busco uno ecológico, con la menor cantidad posible. Si en tu tribu prefieren tomate frito, un ketchup casero, pesto u otra salsa casera… pues oye.. ¡qué has triunfado! Por aquí, no hay manera por eso intento la opción con el ketchup más Healthy. En Healthy Mezclum puedes encontrar algunas opciones de hamburguesas, por ejemplo estas de Lentejas Rojas o estas otras de Judías Blancas.

 

  • Crepes Socca, ¿Qué es eso? son crepes a base de harina de garbanzo. Si te pasas por mi Insta puedes ver alguna fotito y la receta. Además son estupendos porque tienen mucha proteína vegetal. Son un plan muy disfrutón para acompañar con otras verduras salteadas o frías según apetencias, frutos secos, patés o pestos… Por aquí les ponemos un huevo a la plancha y hacemos la ola.

 

  • Cremas o purés. Por ejemplo, las lentejas, de pequeña las aborrecía, pero en puré me chiflaban y con un chorretón de vinagre, ¡la bomba! Tanto que un año por mi cumpleaños se lo pedí a mi madre de comida, ¡flipas!

 

  • Falafel, albondigas al horno de garbanzos. Además aquí también puedes introducir verduras a tutti ;-)⁠ Si te pasas por mi web puedes ver mi versión de “Fatifel”. Quien dice falafel dice Albóndigas, echa un vistazo a esta otra opción ;-D

 

 

  • Patés. Tipo Humus de garbanzos (el más tipico) pero también puedes abrir horizontes y experimentar con lentejas, judías blancas, verdinas…. Sería similar al humus al uso, pero cambiando la legumbre.

 

  • Incluir encurtidos saludables a los platos de legumbre de cuchara. Esta opción a mi pequeña ser no le gusta nada, pero a mí me encantaba de pequeña y ahora también. De hecho empecé a comer judías blancas porque mi tía me echaba trocitos de pepinillos en el plato. Ahí lo dejo para paladares amantes del vinagre.

 

Si se te ocurren más opciones, comparte =D

Feliz de verte por aquí.